El huesito

A todos los huesitos del mundo


Lo bueno de trabajar en Palermo Hollywood es que se pueden organizar cenas after office donde nadie diga que no va porque queda lejos. Últimamente estamos yendo bastante a un Romario que queda en esa zona cinéfila porteña. Nos encanta tomar unas cervezas y comer pizzas, ahora que las noches invitan a sentarse al aire libre, todavía tibio de la primavera. Mona a la que, desde que trabaja en el otro Palermo, el Soho, no la vemos tan seguido se acopló al grupo. Anda mal con su nueva conquista. Por eso decidimos hacer una previa de chicas, con Viole también, y otras dos compañeras.
El tema: el nuevo amorcete de Mona. Caos total. Una relación que prometía y que de pronto entró en las tinieblas de la incertidumbre. Mona detallaba los últimos encuentros y nosotras, cada una por separado daba su diagnóstico: se muere, puede sobrevivir, ponélo en terapia intensiva o desconectalo y que se pudra. Algunas con una visión más positiva le decían deja fluir, no te pongas ansiosa. Algo casi imposible para ella.
Entre empanadas, pizzas, botellas de cervezas y alguna que otra aburrida agua mineral sin gas, transcurría esta especie de aquelarre onda ER. Pero, todo cambió cuando llegó él, mi compañero. Del que tengo prohibidísimo decir siquiera su sobrenombre, que viene tan anillo al dedo con el tema, pero que, por razones de seguridad personal, me indicó no escribir. Lo voy a llamar Puppy.
Él realmente dio cátedra sobre un tema: el huesito. En su afán de aclarar que Mona no pasaba por esas circunstancias nos introdujo por completo en ese mundo dominado por el varón.
El sólo escuchar de su boca, “ahora estoy de novio, pero antes tenía varios huesitos por ahí”, arrancó carcajadas al principio y terminó constituyendo un ensayo oral sobre la típica relación que tienen sin ningún compromiso y con mucha carga sexual algunos varones con algunas mujeres. Yo misma propuse el título del libro que habría que publicar: La realidad del huesito en la Argentina de hoy.
Cabe aclarar que, según él, un huesito vendría a ser, para un hombre, lo que un chongo para una mujer. Aunque la palabra chongo suene tan fea, y la palabra huesito suene hasta tierna, más como la pronunciaba Puppy, con cariño y un dejo de nostalgia para con sus ex huesitos.
-A un huesito no le decís que es un huesito- fueron las palabras que definieron completamente el target otorgado por muchos hombres a lo que vendría a ser una relación que no da más que para lamer.
Nada de novios, o algo con proyección a futuro. El huesito no tiene exclusividad y mucho menos puede hacer planteos o pedir mayor compromiso. Y si el huesito algún día hace un cuestionamiento de la situación se le aclara muy bien que nunca se prometió algo más.
-Si me lo habrán dicho…-dijo con cara compungida otra de mis compañeras. Que hace unos minutos había descubierto que ella había sido un huesito también. Estaba anodada.
Otra si ningún pudor dijo muy orgullosa: “yo fui un huesito”. Es que tampoco hay que hablar peyorativamente del huesito. Porque aunque nadie diga que lo es, en la mayoría de los casos se sabe y si no se sabe se sospecha, y si no se sospecha, se intuye, y si no se intuye se deduce, y si no se deduce, además de huesito es boluda. Claro, que (en la mayoría de los casos) una empieza siendo un huesito con ilusión de terminar siendo un costillar completo.
En medio de esta charla trascendental para crear un paradigma del huesito surgió la pregunta:¿cuando se sale con un huesito siempre hay que tener sexo?
El otro hombre de la reunión, saltó: la relación con un huesito es sexo puro. Pero le rebatió por completo una chica que dijo, yo a veces iba a ver películas nada más. Igual el consenso fue para sexo a morir.
El promedio de salida con un huesito es de una vez por semana, a lo sumo dos, el domingo es un día ideal. El verbo extrañar no entra en el diccionario huesístico, y menos: tenemos que hablar, qué te está pasando, te quiero y ni hablar de “te amo”.
Pero, qué pasa cuándo un huesito quiere pasar a ser un cacho de carne.
-Le apagás el celular y chau huesito. No hay un dejarse progresivo. El huesito necesita un corte abrupto – dijo con conocimiento de causa el coleccionista de huesos.
-¿Y cómo te das cuenta cuando un huesito deja de ser huesito y se convierte en algo más importante?-le preguntamos en coro las chiquis.
Él sonrió, casi diría que suspiró y sentenció:
-El corazón te lo dice.
Ya nada quedaba por preguntar. Aún para un experto en huesitos el corazón sigue guiando los sentimientos. Sonreí y me vino la imagen de algún huesito lejano mío. Me niego a decir chongo, como dice Puppy, es que suena tan feo.

60 comentarios:

MALiZiA dijo...

A todos los que estuvieron esa noche, me encantaría que agreguen las cosas que se me escaparon...

MALiZiA dijo...

Y a todos los que tengan en su haber huesitos o que hayan sido huesito... too.
se largó el ensayo huesístico!

Veronica dijo...

No hay nada mas desubicado que un huesito diciendo "te quiero", "te extraño" o cualquier cosa cargada de sentimientos. Pobre! Como explicarle que no es mas que un huesito

ex.chica.de.mundo dijo...

a un Romario que queda en esa zona cinéfila porteña
Hay, Mali... ahora tus fans te van a acosar... o a acosar al Romario, por lo menos. Es como cuando leí que Los Alamos se juntan en Kentucky... casi se convierte en mi enclave preferido.

Yo, sin indignarme en público, aunque sí lo confesé después en el taxi, caí en la cuenta de que acabo de ser huesito. Todas las características se cumplen. Salvo que él -habrá sido huesito?- me invitó a ir de vacaciones con sus amigos, que es a lo único que me apego para sostener que no fui huesito.

Al margen de eso, después soñé que me iba de viaje con Viole y... Lali? (la que está de viaje ahora) y que íbamos a Turquía! Y ahí llovía, y yo quería sacar fotos y decía "siempre saco fotos con lluvia". No me acuerdo mucho pero estuvo muy bueno.

Tengo ganas de volver a Turquía en sueños! Y por eso me voy a leer la historia de la economía local, escrita por el columnista propuesto para La realidad del huesito en la Argentina de hoy.

Anónimo dijo...

Existen algunas chicas argentinas que se piensan que son mas o que fueron mas que un huesito y... se equivocan tanto! se equivocan completamente, de mucho, se equivocan totalmente porque no son mas que eso, un huesito de cuatro dias...espero que lo entiendas de una vez, eli.
Barcelona

Loki dijo...

El post me viene como anillo al dedo para hacerle una invitacion a visitar mi flamante (y hasta el momento virgen) blog y pedirle su autorizacion para incluirla entre mis links si me concede el honor.
Volviendo al tema del post... yo vivi unos años en Lima por motivos de trabajo, la soledad se hizo sentir al punto de entablar una serie de relaciones sin futuro y con escaso presente con mujeres con la que no me unia nada en absoluto. Siempre estuvo claro entre nosotros que no habia compromiso de ningun tipo y que la cuestion no pasaba mas que de algun encuentro eventual para ir a los bifes sin mucho preambulo. El problema se suscito cuando con una en particular esta relacion se extendio en el tiempo mas de lo aconsejable y un dia en ese momento en que somos mas vulnerables se le escapo timidamente un "te quiero" y yo me enterneci tanto que me dio pena recordarle en ese instante la letra chica de nuestro contrato tacito... solo respondi con un "aha" (que le debe haber llegado mas frio que lo que yo pretendi) y le acomode el cabello que le caia por la frente.
Los siguientes encuentros con ella(fueron escasos y distantes uno de otro) se volvieron una especie de tortura china, ella sumida en la melancolia y yo atormentado por la culpa. Me fui de Peru sin siquiera despedirme, seguramente se habra enterado por terceros al buscarme. De las otras, las anteriores, ni me acuerdo casi pero cuando escucho "Madam Butterfly" (no exclusivamente) vuelve a mi memoria ese timido "te quiero" y entiendo un poco mas porque a estas relaciones preferimos llamarlas huesito... para que queden desprovistas de corazon y poder dormir tranquilos.

Wai dijo...

Los/as casados/as tienen huesitos? o como se llama en ese caso?

Alma dijo...

me encantó, tengo un amigo que siempre me habla de sus "huesitos", es un término que usan los hombres, sí total.
jajaja, me reí mucho.
Wai, los casados tienen amantes!!!

me quedé pensando creo una vez fui huesito, porque cuando quise formalizar, me cortaron el celular para siempre...
beso.

Anónimo dijo...

jajajaa morí con el título del ensayo... es cierto nunca un huesito debe decir te quiero, y si algo tiene un huesito por lo general es paciencia... porque siempre aspira a ascender de categoría, aunque lo niegue a morir.

Nikolina dijo...

mmm.. creo ser de las huesito que no se dignan a aceptar su condicion.. hasta ahora tuvo sus resultados.. jajaj!!
Beso grande

Anónimo dijo...

Da lástima cuando el hombre termina formalizando con un 'ex-huesito' (a la cual, en un principio, trató peyorativamente frente a familiares, amigos, etc.) ya sea por costumbre o porque no apareció nada mejor. Pero debo decir que la culpa aquí es compartida, dado que la otra parte no se hizo respetar desde el comienzo....

Cambalache emocional dijo...

Vivia cerca de Romario...me mude hace unos dias (buaaa...sniff)
COmentario express porque estoy en compu prestada!

Beso!

celcius. dijo...

yo creo que nunca fui huesito hasta ahora. lo mío entra en una categoría mucho más complicada que no sé cómo catalogar. quizás fui enfermera
=oP

de todos modos quedé indignada con las teorías de nuestro preciado Puppy.

Anónimo dijo...

ah! y yo también soñé con ex chica de mundo esa noche! q conexión!

Guillermo dijo...

La durabilidad del huesito es proporcional a lo que estás dispuesto a soportar para llevarla a la cama. Cuando el proceso de llamarla, arreglar una salida, tomar algo y sostener una charla se te hace insoportable y ni siquiera la promesa de sexo lo puede enmendar...Bueno.
Frases como "te quiero" aceleran terriblemente este proceso.
El hombre busca tener varios huesitos, satélites a su alrededor donde poder pasear debes en cuando. Por ende la aparición de un nuevo huesito no atenta contra la existencia de los anteriores, solo hace más complicada la agenda del roedor de los mismos.
Un saludo

garrobito_alado dijo...

Pues.. como usted ya sabe yo soy un huesero convencido que ayudan a pasar el tedio semanal.. jejejeje..
Aunque tambien me ha tocado ser huesito... Lo mas importante es detectar las senales a tiempo para saber cual es tu lugar y cual es tu espacio y tiempo...
A veces es mejor ser huesito porque no hay mucha responsabilidad...

Susana dijo...

es tal cual no es malo ser un huesito, si se conoce y no se pierde lo que significa la condición...
ahora, no me parece mal si alguien empezó siendo huesito y cambió ... después de todo las personas se van conociendo, y por qué no puede cambiar de idea.
malizia, eres genial escribiendo, y me haces reír mucho. Gracias.

Azu dijo...

ja muy buen post....conozco muchos hueseros por aquí en Lima......por ahora soy un hueso con carne asi que pasooooo

Anónimo dijo...

Cómo gasto papeles recordándote
Cómo me haces hablar en el silencio
Y cómo no te me quitas de las ganas
Aunque nadie me vea nunca contigo

Y cómo pasa el tiempo
Que de pronto son años
Sin pasar tú por mí
Detenida

Te doy una canción
Si abro una puerta
Y de las sombras sales tú

Te doy una canción
De madrugada
Cuando más quiero tu luz

Te doy una canción
Cuando apareces
el misterio del amor

Y si no lo apareces
No me importa
Yo te doy una canción

Si miro un poco afuera
Me detengo
La ciudad se derrumba
Y yo cantando

La gente que me odia
Y que me quiere
No me va a perdonar
Que me distraiga

Creen que lo digo todo
Que me juego la vida
Porque no te conocen
Ni te sienten

Te doy una canción
Y hago un discurso
Sobre mi derecho a hablar

Te doy una canción
Con mis dos manos
Con las mismas de matar

Te doy una canción
Y digo: Patria
Y sigo hablando para ti

Te doy una canción
Como un disparo, como un libro
Una palabra, una guerrilla
Como doy el amor

Loki dijo...

Gracias por la visita y por desvirgarme (ya sabe Ud. qué)

Trisha dijo...

:( yo he sido un huesito varias veces, pero ke crees, uno de los susodidichos si mencionaba mucho la palabra extrañar y antes de apagar su celular me mando un "te quiero" y luego lo apago para siempre.. seria bueno tambien eso te lo aclarará Puppy!, el ultimo que me kizo usar de huesito pero no lo permiti tambien me dijo que me keria, quiza para que dejará de desistir, pero naaa, no lo logro, lo unico que si logro fue dejarme deshecha por creerlo otro tipo de hombres, lamentablemente ese tipo de hombres que no existen.
Solicito un abrazo blogeril de las mujeres que han pasado por esto, yo creo la mayoria...

Batman dijo...

Que haces Robinho, donde compraste esa corbata? Jajajajaja...Con esa cara de rrope que tenes vos no vas a ligar ni un miserable huesito...jajajaja (Sorry Mali por utilizar tu blog para nuestros ataques personales de cada dia)

Anónimo dijo...

El problema es cuando un huesito se engancha y su huesito o huesero correspondiente no.

Your_Little_Cupcake dijo...

Sin pena ni orgulloreconozco q fui huesito, dos veces. Sin vanidad reconozco q tuve varios huesitos. Igual q Puppy, colgue los toperoles y al casarme recuerdo con carinnoy ternura mis dias de huesos. Eso si: siempre jugue limpio, y auqne no dije ERES huesito, la cosa era clara como decimos en mi tierra, AMIGOS CARINNOSOS.

Claro, alguna vez q fui huesito trate de ocnvertirme en algo mas, no la hice pero no me arrepiento.

Volvi despues de unas merecidas vacaciones visitandomi tierra (Peru), extrannaba el blog pero anduve re ocupada. Mil perodnes por dar sennales de vida.

besos

YLC

Flor dijo...

jajaj hayyy q buen temaa!!! me dio mucha risa el leerlo aunque tengo que confesar que alguna vez fui un huesito :(

pol dijo...

Yo tenía un huesito platónico. Habábamos de un montón de cosas, comíamos juntos, veíamos tele juntos y estudíabamos juntos. Un día emezamos a salir, pero sin compromiso alguno (su novio y mi novia trabajaban los fines de semana). Lo arruinamos un día q fuimos a un lugar under y nos emborrachamos de mas. Todo terminó en un tremendo revolcón q acabó con nuestra amistad.

Julián dijo...

está bueno lo del huesito, yo a mis huesitos los quise y guardo un muy lindo recuerdo...una lástima que la amistad entre el hombre y la mujer sea complicada..

Raquel dijo...

todos.. absolutamente todos fuimos huesitos alguna vez.. y ademas tuvimos nuestros huesos..
excelente post! si alguien no se idenfico con esto es porque se esta haciendo el "yo no fui"

PolaKia dijo...

Mi ultimo huesito duro ... 2 años se podría decir.
Tengo que confesar que fue huesito porque me había mentalizado que era lo único factible de tener con él (habré sido yo su huesito?).
Todo se empezó a complicar cuando me empezó a demostrar que tenia otros intereses y lo peor ... es que yo baje la guardia y deje que fuera más que solo sexo.
Y no fuimos ni huesitos ni legales, y me dolió más que me zalamera que otra cosa.
Consecuencias ... hace un mes que lo esquivo, a pesar de que me tiene llorando por los rincones.

Quien era hueso de quien?

Ventrílocuo dijo...

Querida amiga:
permitidme reivindicar, no los huesitos, pero sí los palitos, que en mi mundo de madera, vendría a ser algo parecido, aunque a veces degenera, y el palito, al no ser ya una muñeca, sino una mujer de carne y … hueso, se transforma en algo más, a medio camino entre el fosfato y carbonato de calcio y el palo, aunque, de lejos, y en la oscuridad, todos los gatos son pardos. Si no he sido muy claro, no importa, mañana será otro día.

Anónimo dijo...

hola,
"off topic"... me gustaria saber como me comunico contigo por e-mail para que me recomiendes en que zona de Buenos Aires es mas conveniente para un turista quedarse.
gracias,
t.

Ventrílocuo dijo...

Se ofrece huesito a chicas desprejuiciadas y no racistas. Prometo el olvido.

Ventrílocuo dijo...

fijate el anónimo 'Off Tópic'! qué verso ingénuo... recomendale la cucha del perro...

Alleta dijo...

Yo fui huesito y boluda, porque me crei costillar hasta que me dieron con las tablas en la cabeza!!!
Menos mal que eso ya es historia superada!!! jajaja

Vero dijo...

Acabo de leer tu blog COMPLETO, me lo devoré, lloré, me reí, me senti identificada, te odié, te amé...que locura, hacia rato que no me compenetraba tanto con algo/alguien y que no me involucraba tanto con sentimientos ajenos. Tus historias no tienen desperdicio. Me encantó descubrirte, no te invito a que pases porque mi blogcito porque para una eminencia como UD. sería bastante medio pelo, asi que te seguiré leyendo. Un gusto.

estenoesminombre dijo...

Convengamos... antes que nada; Buen día, Malizia.
(ahora sí)

Convengamos que aún cuando de un lado u otro de los géneros y preferencias sexuales, no se enuncie el "te quiero", "te amo" a un otro, ese otro puede gestar en su cabeza que sí nos pasa eso y depositar expectativas falsas. Y esto por mucho que se pongan los puntos o los pongan ellas para con nosotros.
Y más de las veces, eso de poner los puntos, es caprex de uno, inseguridad, que una completa confidencia de lo que no se quiere y no se siente.
Si fuese tan así esto último, el discurso del hombre para la conquista no sería en reglas generales el que es. No habría juego, seducción, picaneo y demás.
Si fuese el que no es, seguramente no nos darían bola y considerarían seriamente probar con el lesbianismo con lo cual nuestro género quedaría al borde de la extinción.
(no es gracioso, dependemos de ustedes para existir)

También estamos los que conociendo el discurso, somos tan beatos de quedarnos mudos o decir cosas que provocan alzamientos de cejas... a lo que iba es que he tenido acercamientos con el sistema óseo que se describe.

Y algo más. No deja de ser, no se si ofensivo del todo, pero sí descalificador lo del "huesito".
Por ende, yo no soy un chongo.
¡Chongo las pelotas!.

Cada quien sabrá si es motivo de orgullo identificar y/o qu elo identifiquen así.

Me sobresalté, me disculpo.

Es que, en serio, ya es un asunto ser mujer para ustedes, hombres para nosotros y ni que decir de homosexuales, travestis, etc.
Sumado a eso, elencontrarnos, acompañarnos, entendernos, reirnos, discutirnos y pelearnos hasta los besos, hasta que las caricias nos hagan muerte en un estallido... yo quiero morir miles de veces así.
Extraño esa pequeña muerte.
...la extraño.

Yo soy un hombre.
Sí, es cierto, me ha podido interesar más o menos lo que sentía una mujer estando conmigo; también les ha pasado a ellas conmigo.
Me han lastimado, he lastimado, nos hemos lastimado.

Se puede separar el amor del sexo, sí.
Pero si no hay una sensación de gusto para estar con esa persona, el sexo es una cosa mecánica y distraida.

Eso no se disfruta.

Me he desvelado al lado de alguien y no entendía por qué me quedaba ahí, por qué había estado unas horas antes... quería no estar ahí.
(¿o esa parte de los huesitos no se las contó, Puppy?)

No voy a presuponer que es algo tierno porque no me genera eso.
Un huesito también puede ser triturado o atragantarnos.

Una mujer, al menos para mi, no importa el tiempo que se comparta, si hay piel, es una mujer.

Teorizar tan burdamente sobre calificaciones (puntas, gatos, minita, minusa, huesitos, pinitos, tiritos, etc) nos pone a la altura de la idiotez.

Puppy será un experto, pero ¿Qué aprendió de las mujeres (no sólo huesitos) como hombre?.

Me vuelvo a disculpar. No sé quién es esa persona, ni siqueira sé si existe.

Es que me cuesta entender que si de arranque pusiste el límite y enmarcaste a una persona como "huesito", después te brote el amor porque el corazón te lo dice... es una pendejada eso.

O, cada quien es un mundo y sabrá qué camino hacer pasa ser mejor sin cargar a cuestas una bolsa de huesos secos.

Besos, Malizia.

Malizia dijo...

Hola a todos, todas, estuve leyendo uno a uno los comments, y me di cuenta que el tema del huesito es algo presente en la vida de todos...
Little cake... ya me parecía no verte, me alegro que hayas vuelto a tu tierra... y que hayas vuelto aquí.
El que me pide el email está en mi perfil...

Lo de los huesitos satélites... genial, morí de la risa!

Linda la canción de Silvio Rodríguez. gracias a quien la puso.

Tenshi, te mando el abrazo solicitado.

Vero, cuando alguien me dice que leyó el blog completó, me una cosita linda... porque es casi como leer un libro, no? Yo jamás pienso que hay blogs estrellas o de medio pelo, y menos me creo una eminencia, (aunque algunos blogger se crean así), puede haber blogs mejores o peores escritos, pero el valor que tienen en cuanto al poder de expresión supera cualquier cosa. A veces pienso cuántas personas empezaron en esto de escribir sus sentimientos a partir del blog. Claro que pasaré por el tuyo, ni lo dudes. Y te agradezco tus palabras...

este no es..., uauu si que disparó el tema... te aseguro que Puppy existe, y me parece bien que tengas tus propios pensamientos-sentimientos con respecto al tema y que puedas disentir y exponerlos así, como salen con total sinceridad... como vos decís,"cada quien es un mundo"... y también un misterio. Y además en el mundo de los sentimientos las reglas no sirven, las generalizaciones no lo son tal, las pendejadas se dan más de lo que uno piensa, los juicios pueden cambiar drásticamente su veredicto de un día al otro...

Un beso grande a todos! Gracias por pasar y regalarme sus experiencias que completan, ineludablemente, el post.
(No me acepta la cuena blogger salgo como otros, grrr)

estenoesminombre dijo...

Más que de un día para el otro, le diría que pueden cambiar en tres horas.
No voy a ampliar sobre esto último.

Ser un misterio creo que es más lo que despositan desde un afuera en uno que a la inversa.

¿Por qué deja tantos puntos suspensivos?. Sus comentarios se están pareciendo a mis escritos en lo que uso de signos de puntuación se refiere, jajajaja.

Estoy de acuerdo con que no hay un reglamento, pero hay códigos que devienen de cómo es cada quien, de su esencia, de lo que incluso es hasta su propio misterio, su mundo.
Conocer que uno se desconoce.

Y seguir...

besos, Malizia.

Bombón Asesino dijo...

¿Qúién no fue huesito alguna vez? ¿Y quién no tuvo uno para roer y lamer? Yo soy de las que cree que rara vez un huesito se convierte en costillar pero vale la pena disfrutarlo mientras se lo tengo, de eso no hay dudas. Malizia, felicitaciones por tu blog, lo voy a leer completo desde hoy.

TICTAC dijo...

jajajajaja...genial post!!

Yo tambien he sido huesito sin saberlo y lo peor soñando secretamente con ser todo el esqueleto.
Afortunadamente basto' una vez.

Saludos, Malizia

Any dijo...

muy bueno

N dijo...

NO ME PUDE REIR TANTO DE RISA..ES VERDAD..TODOS TENEMOS HUESITOS...JAJA...AME TU POST..TE AGREGO EN MI BLOG
http://nanoelottte.blogspot.com/

Anónimo dijo...

y sí, que existen, existen, lo peor que algunos te quedan pegados para siempre.
un ex coleccionista de huesos.

Loki dijo...

Estimada Malizia, me resulta un tanto bochornoso pero vengo a visitarla para saber si puede devolverme la cortesía y pasa por mi cucha... se trata de una campaña en la que a lo mejor le puede interesar participar o al menos podria entretenerse un rato viendo como se pelean otros bloggers. Alla tengo mas detalles. Disculpe la intromision.

Anónimo dijo...

Hola Mali,
en tu perfil no tienes tu e-mail o como contactarte...Tienes twitter?......
saludos,
t.

MALiZiA dijo...

Ya pasaré por tu casita Loki, pensé que mi email estaba en mi perfil lo voy a agregar, en algún cambio de plantilla se habrá ido... es
maliziatop@gmail.com
gracias.

carlos martinez dijo...

Pues yo me encuentro en fase huesito en la actualidad y....por primera vez no se que decir....me da igual la otra palabra pero el caso es que estoy repartido y no se de momento de quien soy mas...huesito.

GAD dijo...

Para ampliar el estudio de Malizia agregaria algunos puntos que me parecen que sirven a la cuestion.

1- Al huesito no se lo ve 2 veces por semana, eso jamas! Una sola y los domingos es un día ideal o un viernes que no salga ninguno de los amigos.

2- Con el hueso uno se comunica por mensaje de texto. No la llamas por telefono porque no te interesa en lo mas mínimo escucharla.

3- Si uno mira con cariño a la pareja ocasional le dice "huesito" si ya la empieza a despreciar le dice "fija" (se que esto puede dolerle a algunas pero es asi)

4- La relación se termina cuando uno se aburre, cuando consigue una mejor o cuando el huesito se engancha y se te viene con los pies de punta.

5- El huesito cuando se engancha sentimentalmente te quiere agarrar de la mano para caminar. Se la esquiva siempre, el huesito se da cuenta, pero insiste, y hay una lucha silenciosa durante toda la caminata. Nadie nunca dice nada.

6- Nunca un te quiero, ni un te extraño, a lo sumo un "con el cariño que te tengo sonsa"

Espero haber colaborado. Besos.-

Analía dijo...

qué nombre, me imagino un perrito que lame y lame un hueso, hasta que le hinca un diente.
Creo que por los menos para mí no fui huesito de alguien, ahora habría que ver si alguien se consideró un hueso mío...jjjjaaa
lindo texto, además por lo que léi en los commnets, hay muchos dentro de esa categoría.
saludos.

Susana dijo...

Un tema candente de la sociedad actual, digo para acompañar el título tan ilustrativo que pensaste para el ensayo. El cual podés perfectamente publicar más de uno, lo compraría.. guau, guau!
Beso grande.

Cunilandia dijo...

Pero digo yo...¿Por qué al huestio no se lo puede tratar con cariño, con afecto? Acaso el huesito no cumple una función importantísima en la vida de otros?: compañía, placér físico...mental...etc.
Parece que al huestio siempre hay que explicarle y remarcarle lo que NO es y lo que nunca llegará a ser en vez de reconocerle lo que SÍ es...
(me encantó tu observación y cómo lo contaste. Cariños)

tam dijo...

mas alla del huesito..., entre pensando en ud. por otra situacion realmente muy diferente a esta:
diosa Malizia...necesitaria si es posible...de su ayuda..., tengo un tema rondando en mi cabeza y no puedo profundizarlo como para encontrarle una solucion...le pido por favor, me escriba al mail, o desarrolle el tema en un post si la inspira,....la pregunta principal es:
¿que es lo que le puede pasar a un hombre cuando frente a una pregunta concreta y definitoria dice: ...no se...?
espero que se entienda el punto en cuestion..de lo contrario aqui le dejo mi usuario como para q nos podamos contactar...
mil gracias le agradeceria muchisimo

Helena dijo...

El huesito es el hijo de la libertad, lo parió mientras veía la TV.

alguien que pasaba por ahí dijo...

lo mejor de tener un huesito es que el huesito lo sepa, ser el chongo de tu huesito? ideal, siempre.

Nadia dijo...

Una duda existencial: al huesito se le demuestra algún tipo de afecto en público? se la muestra a los amigos? Bue, son dos dudas existenciales. Gracias al que pueda colaborar!

LocaComoTuMadre dijo...

Estoy mordisqueando un huesito hace dos meses, y la verdad, me encanta.

Me encantaron los comentarios, todos. Muy buenos.

Saludos Mali.

marian's audiolog dijo...

yo reformularía algo de lo que vos dijiste, malizia..... el huesito, paradójicamente, es sólo un cacho de carne.

bah, así me sentía yo cuando lo era. y encima, también me di cuenta mucho tiempo después....

Anónimo dijo...

Hola me reí mucho con esté post!!! Si, fuí huesito también, pero bien la experiencia vale, yo creo que ser huesito se debe a veces a la falta de autoestima.

Saludos!

Mari

Anónimo dijo...

Alguna vez jugue con una o varias personas a la vez, llamese como se le llame, tambien me hirieron, me enamore , sufri, llore , me encerre , abri mi corazon,derrotata, me desvarate, me perdi, me confundi y sali del tunel pero al final solo aprendi que debia justamente buscar y encontrar el que queria dar y recibir exactamente lo unico que esta dispuesta a dar disfrutar y vaya que me lo merecia y era: una vida junto. Un hombre que me quisiera y quisera compartir todo conmigo y al conocer a este hombre que parecia quererme tuve que dejar mi temor atras de no decir nada y comunicarlo abiertamente - sin miedo lo que estaba en mi pensamiento y esto paso:
Recuerdo que le dije " si quieres otra amante te puedo presentar otras mujeres pero yo no quiero un amante de fines de semana , merezco un hombre mejor, asi que dime que tu quieres".

No supe si fui seriamente clara, recuerdo que le dije que el sentimiento asi como lo habia planteando mi profesor en la maestria de contabilidad era una inversion ( una inversion de tiempo y si invertia mal perdia mi tiempo y le hacia perder el de el y yo queria invertir para capitalizar ), creo que si lo explique claramente despues de todo.

Ese dia no dijo nada pero un mes despues me dijo claramente que no se pensaba casar , a menos que fuera conmigo, lo abraze y le dije que no queria que se sintiera que lo iba a dejar pero la verdad es que si lo iba a dejar aonque lo amaba y hubiera muerto de dolor por dentro pero necesitaba saber donde estabamos si en Atlantico o en el Pacifico. La mejor maestria es la de la vida y mi profesor tenia razon.
Para que darle la vuelta al estadio ,o es o no es y punto.


Rayos, si el hombre te quiere te busca , si tu lo buscas y el te recibe y no te deja ir ,sabe que tu eres y vas a ser su mujer y si es lo contrario olvidate de todo,dejalo y empieza otra vez.

Eso es muy duro pero como mujer todas absolutamente todas nos merecemos un hombre que nos ame seria y abiertamente solo si estamos dispuestas a dar lo mismo y no debemos pedir menos, las lagrimas de desamor y derrota como duelen pero la fe y el optimismo levantan y si hay que olvidar se olvida porque cuando hay que amar se ama.

Anónimo dijo...

De tanto en tanto, entro a tus blogs, me gusta mucho, porque están muy bien redactados.Me siento bastante identificada con muchas de tus historias.Acá los comentarios pueden ser muy huesísticos, pero la realidad es que todo queda entre las paredes de una habitación,de todos modos una mujer sabe siempre qué es para ese hombre.No nos engañemos, sabemos exactamente porqué preferimos estar en esa situación y no en la otra, como bien lo describió algun señor. Todos los comentarios están buenos.